FOTOGRAFIA, VIAJES, MAR Y NATURALEZA

martes, 1 de agosto de 2017

Esfinge de la calavera








Polilla de gran tamaño asociada popularmente a la mala suerte. Su dibujo en el tórax, su propio nombre en la mitología griega y carátulas de películas como el silencio de los corderos, no ayudan a mejorar su mala fama. Aunque en esta última sea un montaje con una fotografía artística de Dalí

4 comentarios:

  1. Qué pasada de bicho, nunca he visto ninguna de estas esfinges.
    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
  2. Es una polilla preciosa. Y no digamos su oruga;una preciosidad. Cuando se siente amenazada empieza ea emitir una especie de chirrido para asustar a sus depredadores.Una pena que cada vez sea más escasa. Hace unos años por mi comarca era abundante.
    Saludos

    ResponderEliminar
  3. Estoy detrás de este bicho como loco, como me flipa. Las fotos extraordinarias Arturo, enhorabuena.

    ResponderEliminar
  4. Que bonita es.. Un mundo la mar de interesante.. Saluditos

    ResponderEliminar